El Brutalismo es una de las corrientes arquitectónicas más reconocibles del mundo, y al igual que el racionalismo, tiene unas pautas muy marcadas que lo hacen muy distinguible del resto de estilos. Si en BJC Architect ya hablamos del Racionalismo en España, ahora toca hablar del Brutalismo en España, mostrando 8 edificios clave que ayudan a comprender este estilo arquitectónico tan singular, odiado por algunos y amado por otros.

Los orígenes del brutalismo

Brutalismo viene del francés “betón brut” (que significa “hormigón crudo”) que era como el arquitecto Le Corbusier llamaba a su material favorito: el hormigón; y era el hormigón el material principal con el que se construían los grandes edificios de después de la II Guerra Mundial.

En esa época existían pensadores que concebían sociedades utópicas, con una forma poco habitual de disponer a los habitantes de la ciudad, que obligaba a huir de convencionalismos y ponía a los arquitectos en el papel de diseñar edificios que pudieran habitar esas sociedades utópicas.

Corbusierhaus B-Westend 06-2017.jpg
Fotografía de “Unité d’Habitation”, de Le Corbusier: la obra que identifica al Brutalismo arquitectónico.De A.Savin (Wikimedia Commons · WikiPhotoSpace) – Trabajo propio, FAL, Enlace

El crítico de arquitectura Reyner Banham adaptó el concepto “béton brut” al inglés y creo “brutalism”, para referirse en su ensayo “The new brutalism: ethic or aesthetic?” a todos los edificios que dentro del movimiento moderno presentaban estas tres características:

  • Se proyectaban con ausencia total de ornamento.
  • El hormigón se presentaba desnudo en sus fachadas siendo el mayor protagonista el material en sí..
  • El tamaño de los edificios solía ser de una escala enorme, mucho mayor a los edificios hasta ahora construidos, por lo que grandes estructuras como vigas o pilares, o fachadas enteras de hormigón cobraban mucho protagonismo en la forma percibida del edificio.

De esta suma de conceptos, nace la arquitectura brutalista en torno a 1950, una arquitectura perfecta para construir sedes corporativas enormes, centros comerciales, campus universitarios, sedes de instituciones y viviendas sociales.

La Jolla,California.USA. - panoramio (7).jpg
Biblioteca Geisel de la Universidad de San Diego, en La Jolla (EEUU). Foto By Roman Eugeniusz, CC BY-SA 3.0, Link

Unos de los primeros arquitectos a los que se enmarca dentro de esta forma de arquitectura moderna, fueron Alison y Peter Smithson que buscaban funcionalidad en la construcción y sus obras se caracterizaban por la falta de decoración en los diseños de viviendas de protección oficial que hacían en Reino Unido.

Las luces y sombras del brutalismo arquitectónico

Además, el uso del hormigón, permitía a los arquitectos ejecutar edificios enormes debido a lo barato que es producirlo, que se combinaba con la tendencia a rescatar ciertas formas expresionistas de la escultura abstracta.

Esta sencillez en las formas provocaría que años después, se desarrollara con fuerza el minimalismo.

El brutalismo arquitectónico, debido al uso que hacía del hormigón, fue uno de los primeros movimientos arquitectónicos internacionales “globalizados”, ya que debido a la alta resistencia del hormigón a climas poco favorables, provocó que se hiciera brutalismo en lugares cuya tradición arquitectónica nada tenía que ver con este estilo como en Costa de Marfil o en numerosos países de Latinoamérica, zona del mundo donde este estilo se hizo tremendamente popular.

Y precisamente esa era una de las críticas constantes a este  estilo: el brutalismo parece no tener nada que ver con lo preexistente y su arquitectura no refleja nada de ese lugar, porque solo prima la funcionalidad.

Sandakan Sabah Abandonned-HAPPY CINEMA-in-Tanah-Merah-01.jpg
By Photo by CEphoto, Uwe Aranas or alternatively © CEphoto, Uwe Aranas, CC BY-SA 3.0, Link

Además, aunque ahora los edificios brutalistas nos parezcan apasionantes, muchos habitantes de ciudades asociaban esos edificios a colectivos o guetos, ya que eran obras enormes que tendían a crear comunidades aisladas, contenidas por el propio edificio.

Además, el uso extensivo que se hizo de este tipo de arquitectura en países totalitarios ayudó a que asociara el brutalismo arquitectónico a una forma de someter a los ciudadanos, aunque tampoco tenemos que irnos a ese extremo, y podemos observar cómo en países no totalitarios, como Francia o Reino Unido, la arquitectura brutalista dio lugar a macrocomplejos habitacionales que no favorecen principalmente la relación entre personas, sino que crean grandes comunidades de seres aislados, a los que además se les exige mucho tiempo de su vida invertido en desplazamientos para ir y volver.

8 ejemplos del Brutalismo en España

En España no tenemos edificios de Le Corbusier o a Eero Saarinen dentro de la corriente brutalista pero también tenemos famosos ejemplos de este estilo arquitectónico. Tenemos que recordar los 8 siguientes que exponemos a continuación, estando la mayoría de ellos en Madrid:

1 – Torres Blancas – Madrid – Francisco Javier Sáenz de Oiza – 1969

Torres Blancas (Madrid) 04.jpg
De Luis García, CC BY-SA 3.0, Enlace

Uno de los edificios residenciales más conocidos de Madrid, presente en la mente de los amantes de la arquitectura, y odiado por otros que lo tildan de horrible, es Torres Blancas.

Torres Blancas es un caso curioso dentro del Brutalismo en España, ya que lo habitual es que el brutalismo se use para viviendas de bajo coste, y sin embargo Torres Blancas era un edificio residencial de lujo.

Se dice que se llama “Torres Blancas” porque el proyecto original eran dos torres, y lo de “blancas” venía porque se iba a utilizar hormigón blanco para su construcción. Otras voces mantienen que el plural de Torres no es porque el proyecto original fuesen a ser dos torres, sino porque el edificio existente es una suma de torres articuladas, que se juntan para dar forma a un mismo edificio.

“Torres Blancas” es además un edificio de 71 metros, y representa un desafío para la arquitectura de la época, por el uso del hormigón y lo complicado de su estructura con numerosas curvas. Como detalle, hay que decir que Rafael Moneo y Juan Daniel Fullando eran parte del equipo de Sáenz de Oiza, arquitecto que por cierto, habitó en el edificio hasta su muerte.

Hay que resaltar que para este edificio, no solo se ve el uso intensivo del hormigón tan asociado a las construcciones brutalistas, sino que también hay uso de la madera en los balcones, y el mármol blanco en los interiores. En su azotea posee una piscina.

Este edificio fue galardonado con el premio a la Excelencia Europea en 1974.

2 – Walden 7 – Sant Just Desvern, Barcelona – Ricardo Bofill – 1975

Walden-7 Sant Just Desvern 1.jpg
De Till F. Teenck – Trabajo propio, CC BY-SA 2.5, Enlace

Se trata de una de las obras más enigmáticas de Ricardo Bofill, y una de las primeras que le ayudó a consolidar su proyección internacional.

Walden 7, dentro del Brutalismo en España, es uno de los edificios clave. Se trata de un enorme complejo residencial de 31.000 metros cuadrados que juega con la idea de dotar de jardines y espacios comunes al total de los residentes, y para ello se disponen varios departamentos en torno a cinco patios, teniendo en la zona superior del edificio dos piscinas para el disfrute de los vecinos.

Walden7 balcons.JPG
De MamendinuaTrabajo propio, CC BY 3.0, Enlace

En su interior se pueden encontrar viviendas que abarcan tipologías que van desde estudios hasta viviendas de 4 habitaciones. Los colores de su interior y su laberíntica forma le han hecho ser popular en Internet de nuevo, ya que es un destino muy conocido entre instagrammers que desean conocer su particular estructura interior y los colores de sus patios.

Walden7 pati interior.JPG
De MamendinuaTrabajo propio, CC BY 3.0, Enlace

Puedes ver una extensa galería y conocer más de este edificio en “Plataforma Arquitectura” (ver).

3 – Torre de Valencia – Madrid, Javier Carvajal Ferrer – 1973

Torre de Valencia (Madrid) 01.jpg
De Luis García, CC BY-SA 3.0, Enlace

Este edificio, es otra obra del Brutalismo en España a tener en cuenta, ya que por una parte es uno de los edificios más altos de Madrid (tiene 94 metros de altura y 27 plantas) y por otra tenía la particular característica de ser un edificio que constituyó un inmediato éxito de ventas, ya que había muchísimas viviendas con unas espectaculares vistas al Parque del Retiro.

Su construcción estuvo rodeada de polémica, ya que tuvo un fuerte rechazo de los vecinos por romper en estética y en altura con las construcciones colindantes, además de pecar de casi desviar la vista que hay desde la Plaza de Cibeles hasta la Puerta de Alcalá.

Puedes conocer más de la historia de este edificio en el blog de Paloma Torrijos (ver).

4 – La Fábrica – Sant Just Desvern, Barcelona – Ricardo Bofill – 1975

Taller d’Arquitectura Sant Just Desvern.jpg
De Till F. Teenck – Trabajo propio, CC BY-SA 2.5, Enlace

No hay estudiante de arquitectura que no haya visto en la carrera esta particular construcción. La Fábrica (aunque también conocida como “La Catedral”) es un edificio donde actualmente se ubica el “Taller de Arquitectura” que es el estudio de Ricardo Bofill, además de su residencia privada y un centro de exposiciones.

La rehabilitación de este edificio consiste en la magistral puesta a punto de un espacio complicado, una fábrica enorme de cemento de más de 30 silos y otros espacios de la época de la primera industrialización de Barcelona, que se vaciaron y se dejaron al descubierto en una especie de oda a la esencia del brutalismo.

Después, todas las zonas se cubrieron de vegetación dulcificando el aspecto del edificio  resultando un edificio enigmático cuyas fotografías (sobre todo el interior) siempre dejan impresionados a cualquier amante de la arquitectura.

Puedes leer un texto interesantísimo en la misma web de Ricardo Bofill (ver).

5 – Facultad de Ciencias de la Información – Madrid – José María Laguna Martínez y Juan Castañón Fariña – 1971

Facultad de Ciencias de la Información de la UCM 01.jpg
De Luis García, CC BY-SA 3.0 es, Enlace

Otro de los edificios icónicos del Brutalismo en España es este edificio universitario que tiene como único alarde estético fuera del brutalismo, el tener unas ventanas en tono dorado.

Fachada de la Facultad de CC. de la Información de la UCM.jpg
De losmininosFacultad de Ciencias de la Información, Madrid, CC BY-SA 2.0, Enlace

Es un enorme edificio compuesto por cinco plantas que están desigualmente distribuidas, y cuya distribución interior está compuesta por un gran número de pasillos, patios y aulas, que conforman un peculiar y a veces difícil entramado. Este edificio se hizo muy popular en 1996, cuando apareció en la película “Tesis” de Alejandro Amenábar.

6 – Iglesia Nuestra Señora del Rosario de Filipinas – Madrid – Cecilio Sánchez-Robles Tarín – 1970

Iglesia de Nª Señora del Rosario de Filipinas (Madrid) 01.jpg
De Luis García, CC BY-SA 3.0, Enlace

Es una de las obras brutalistas que pasa más inadvertidas porque al contrario que los edificios brutalistas, que están normalmente exentos, la Iglesia de Nuestra Señora del Rosario de Filipinas está rodeada de edificios, y solo se ve el frontal, lo que disminuye su efecto “brutalista”.

El edificio es una suma de convento, edificio, y oficinas, y hay una fuerte presencia del hormigón como no puede ser de otra manera.

Quizás lo más significativo es el tratamiento de la luz, donde podemos ver un lucernario en la parte del convento con grandes cubos de hormigón que penetran en el espacio o podemos ver cómo la luz entra en la zona de la iglesia a través de los huecos que se han dispuesto en el techo.

Tienes más información y fotos de este singular edificio en la Revista AD (ver)

7  – Sede del Colegio de Médicos – Sevilla – Rafael de la Hoz – 1974

Este palalepípedo alberga la sede del Colegio de Médicos de Sevilla, y en su interior se encuentra una residencia universitaria y oficinas administrativas. Puede que no se considere un edificio brutalista puro, pero hace ciertas alusiones a este estilo.

Como se puede leer en la web del Ayto. de Sevilla, “en el proyecto existe un continuo juego de contrastes de volúmenes, transparencias de fachada y materiales: volúmenes contrapuestos en forma y disposición, fachadas frontales básicamente ciegas frente a laterales abiertos, y aplazados pétreos frente a muro cortina”.

8 –  Torre del Complejo Cuzco – Madrid – Antonio Perpiñá – 1980

Cuzco, Madrid.JPG
De Asqueladd, CC BY-SA 3.0, Enlace

Como comentábamos al principio, es en Madrid donde se ubican casi todos los edificios importantes del Brutalismo en España, y el Complejo Cuzco es otro de los ejemplos de este tipo de arquitectura situado en esta ciudad.

Es una torre que a lo largo de su vida ha albergado varios ministerios, y tiene 100 metros de altura, albergando un total de 25 plantas y es uno de los cinco edificios que componen el complejo ministerial Cuzco.

Presenta como otras obras brutalistas, una fuerte presencia del hormigón en sus fachadas, y ser un edificio de enormes proporciones, que además tiene un uso público.

Edificios brutalistas famosos fuera de España

(las fechas corresponden al año de finalización de las obras)

  • Edificio Habitat 67 – Montreal, Canadá – 1967 – Moshe Safdie
  • Unidad Habitacional – Marsella, Francia – 1952 – Le Corbusier
  • Biblioteca Geisel de la Universidad de California – La Jolla, San Diego –
  • La Pyramide – Abidjan, Costa de Marfil – 1973 – Rinaldo Olivieri
  • Trelllick Tower – Londres, Reino Unido – 1972
  • Parlamento de Bangladesh – 1982
  • Oficina de correos de Skopje – 1982 – Skopje, Macedonia – Janko Konstantinov
  • Centro Cultural Nichinan – 1963 – Nichinan, Japón
  • Edificio de la Seguridad Social – San José, Costa Rica – 1920 – Alberto Linner Díaz
  • Iglesia Wotruba – 1976 – Viena, Austria – Fritz Wotruba
  • Edificio J. Edgar Hoover (cuartel general del FBI) – Washington DC, Columbia – 1975
  • Teatro Nacional – Londres, Reino Unido
  • Biblioteca John P. Robarts. – Toronto, Canadá – 1973
  • Hotel Ryugyong – Pionyang, Corea del norte, 1987
    Biblioteca Nacional – Buenos Aires, Argentina) – 1992
  • Monasterio de la Tourette – 1960 – Eveux-sur-l´Arbresle, Francia – Le Corbusier
  • Clinica Aachen o Universitätsklinikum Aachen – Aachen, Alemania – 1972
  • Park Hill – Sheffield, Reino Unido

Si conoces más edificios brutalistas en España dignos de ser mencionados, o tienes algún detalle curioso sobre los que mencionamos, no olvides dejarnos un comentario bajo estas líneas o en nuestras redes sociales: facebook, twitter o instagram.